28 oct. 2011

Música de fondo y otras locuras para no enloquecer

Recuerdo el día en que la maestra de religión pronunció una frase espantosa:

Si ustedes creen dijo que la vida tiene música de fondo, están absolutamente equivocados.

En un inicio creí que era una broma. Pero las profundas arrugas que enmarcaban su boca y mentón, y sus enormes lentes de carey, delataban que la señora hablaba en serio.

Yo, y casi puedo verme, con shorts, t-shirt y el cabello revuelto como solía tenerlo a los siete años, cerré los ojos. Imaginé la escena agringada de siempre: un chico rubio, de suéter rojo y jeans, tomado de la mano de una chica pelo castaño, y minifalda. La luz de la luna reflejándose sobre la piscina del jardín. Él acercándose y… ¡Qué importa!, me dije al tiempo que abría los ojos. Total, no hay música de fondo, pensé.

Y esa afirmación me marcó. Quería decir muchas cosas. Y así lo entendí.

Miré a mi alrededor. A nadie más, excepto a mí, parecía haber causado gran impresión aquel baldazo de existencialismo.

Creo que ahí comencé a pensarme las cosas más en serio. ¿Si la vida no tenía música de fondo, de dónde sacaba una las ilusiones para vivirla con alegría? Además, ¿de dónde me había creído yo que la vida era musicalizada? ¿Vivían los otros de la misma forma, o cada uno estaba condenado a vivir su propia burbuja de realidad? En fin… creo que si no hubiera habido guerra en aquellos años en El Salvador, y de no haber estado las carreras humanísticas tan censuradas, capaz me habría hecho filósofa y no escritora. Quién sabe.

Con los años pude darme cuenta, sin embargo, que aquella maestra de catecismo que nos hizo llorar a muchos debido a sus abusos y conductas extrañas, había vivido una vida de amargura y soledad. Años después, me contaron, hubo que llamar a la policía a fin de sacarla de la escuela pues, enloquecida, se aferraba a un trabajo del que hacía varios meses había sido despedida.

4 comentarios:

Yanira dijo...

Vanessa! se te volcaron algunos recuerdos!!! Fue porque viste la foto que he puesto? Increíble!!! Cómo nos marcan las palabras, verdad!!!?

Vanessa Núñez Handal dijo...

Sí, supongo que tus fotos tuvieron que ver. La foto de la doña, haciendo tiro de bala, dice mucho. La Sra. no estaba bien de la cabeza. Pobre mujer....

Anónimo dijo...

Si es quien yo creo, esa vieja estaba reloca. Te acordás del Chiling-Oil para leernos la mente?

Vanessa Núñez Handal dijo...

Síiii hombre... la mismita.